Trae tu humano al trabajo - Valuexperience

Es difícil poder desconectarse de la tecnología porque está al frente y al centro en todas nuestras vidas.

El problema principal es que se repiten situaciones como que cada vez más los empleados están llamando a las reuniones desde el pasillo, enviando mensajes de texto con malas noticias a los clientes en lugar de llamar, y almorzando solos en sus escritorios, usando auriculares. Los padres, amigos, directores generales y gerentes saben que algo está mal, pero no saben exactamente qué es o cómo solucionarlo. Estos hechos nos hacen alejarnos del sentimiento de “humanidad”.

El libro Bring Your Human to Work de Erica Keswin, trata temas para inspirar y guiar a aquellos de nosotros que queremos estar verdaderamente conectados, ser humanos reales, en nuestras vidas y especialmente en el trabajo.

Lo que significa ser humano

En los últimos cinco años se han ido escuchando sobre los lugares de trabajo “humanos” e incluso los lideres se referían al ser vulnerables, compasivos y, sí, humanos.

Todos usan el término “humano” de manera diferente, aunque todos apuntan en la misma dirección general:

Las personas anhelan el equilibrio entre la vida laboral y personal, las prácticas laborales sostenibles y las culturas de trabajo auténticas y orientadas a un propósito.

La gente ya no está dispuesta a aceptar el trabajo como una pesadilla aplastante. Sin embargo, como con muchas tendencias, mientras se expresa un sentimiento fuerte y compartido y se revela un problema legítimo, las soluciones están un poco por todas partes. 

Tanto directores generales, empresarios, gerentes como empleados están de acuerdo que todos necesitamos un lugar de trabajo más humano. Poner teléfonos en una canasta durante una reunión, eliminar el correo electrónico, asegurarse de que los empleados se tomen vacaciones, todos estos mini-reglamentos están en el camino correcto. Pero hay un punto que es la más esencial para asegurar un lugar de trabajo más humano: Honrar las relaciones.

Honrar las relaciones en todo lo que hacemos significa: crear nuestros valores, organizar reuniones, decidir a quién contratamos, usar la tecnología, elegir con quién nos asociamos, y evaluar y recompensar el talento. Trabajar como humanos en el siglo XXI significa que debemos aceptar la omnipresente presencia digital que a veces se siente abrumadora, pero que también puede ser una herramienta poderosa para darnos a nosotros mismos, a nuestros productos y a nuestros mensajes. Llevar a nuestro ser humano al trabajo se trata tanto de poner la tecnología en su lugar para construir relaciones fuertes como de invitar a la tecnología a la mesa, haciendo un buen uso de todo lo que pueda crear un lugar de trabajo más humano.

Traer a nuestro humano al trabajo nos ayudará a manejar nuestra tecnología y a nosotros mismos también.

Pero esa no es la única razón por la que este libro es tan importante para los negocios hoy en día. Como habrán escuchado, la generación de milenials (personas nacidas entre 1981 y 1996) constituirá casi el 75% de la fuerza de trabajo mundial en 2025. Estas jóvenes y apasionadas personas están cambiando el juego de muchas maneras importantes. Y su influencia en la sociedad y el lugar de trabajo de hoy incluye la demanda de una vida más humana en el trabajo.

Por ejemplo, esta generación ha redefinido lo que significa ser “social”, desdibujando los límites entre la vida privada, pública y laboral, y exigiendo que los valores de la empresa se quiten de las paredes y se sientan realmente en los pasillos. Los milenials quieren que sus vidas laborales tengan sentido y que trabajen para empresas que lideren con una cultura con propósito. Demasiados dueños de negocios no están seguros de cómo hacerlo o incluso de lo que significa.

Para empezar, definiremos la palabra “cultura”: se refiere a cómo se siente para interactuar con una empresa, como consumidor, empleado, vendedor o socio. 

¿Cuál es el ambiente o la personalidad de la empresa? ¿Cómo se comportan las personas cuando nadie mira? 

La cultura es importante, a menudo se piensa que es el número uno en la lista de factores críticos para construir un negocio exitoso. 

Aceptando que la cultura importa, ¿qué tipo de cultura es una cultura humana? Las culturas divertidas son geniales. Por supuesto, las culturas que hacen dinero necesarias tienen sus admiradores. Una cultura significativa, un lugar donde las personas pueden sentir que están conectadas a algo más grande que ellos mismos, eso es una cultura humana. Ese es el tipo de lugar que las empresas necesitan crear si quieren tener éxito en este mercado con un propósito específico y la carrera por el talento joven y muy solicitado.

Tan importante como es la cultura, es solo una parte de la creación de un lugar de trabajo humano. Honrar las relaciones es el tema que reúne todo lo que un lugar de trabajo humano representa. ¿Qué significa esto, en el terreno, en su empresa en particular? E incluso si lo hace bien, ¿todo este negocio humano ayudará al resultado final?

Aquí hay un número a considerar: 300 mil millones de euros. Según el Instituto Americano del Estrés, cada año se pierden 300 mil millones de euros en nuestra economía debido al estrés. Imagine el impacto humano que podríamos tener si pudiéramos recuperar ese dinero. O, mejor aún, si ese estrés no hubiera sucedido en primer lugar. 

Al trabajar como humanos, creo que podemos comenzar a reducir literalmente nuestras pérdidas y cultivar un mundo más humano.

Share This