Transformación Digital: ¿importa la tecnología o el cambio?

Transformación Digital

Transformación Digital, actualmente, el mundo entero habla de la transformación digital. Es un fenómeno candente que además de ser una necesidad algunos pueden pensar que es una moda, nada más hace falta echar un ojo a las estadísticas de búsqueda, que han crecido hasta 4 veces desde 2013.

Sin embargo, aún estar en boca de todos, las personas están perdiendo de vista lo importante de este suceso: el énfasis no está en lo digital. Es evidente que la inteligencia artificial, los robots o ‘el Internet de la cosas’ (la interconexión digital de objetos cotidianos con Internet) son tecnologías muy interesantes, pero no debemos desviar la atención de lo realmente importante: la transformación.

La transformación es lo que le da valor a lo digital, y a la vez, al negocio. Podemos hacer las cosas diferentes gracias a la tecnología, y aquí viene el énfasis en lo digital: nos permite transformarnos, este es realmente el punto importante de la Transformación Digital . Ejemplo de ello es el E-commerce, que usa Internet para vender diferente, o los análisis, que más allá de sus bases de datos y algoritmos informáticos pretenden entender mejor al consumidor, optimizar procesos o ayudar a los doctores a hacer diagnósticos más precisos.

Es por todo esto por lo que las empresas no deben captar un mensaje erróneo del nuevo mundo digital. No hay que centrar todos los esfuerzos en adoptar las más novedosas tecnologías, puesto que hacerlo si una estrategia de cambio que lo respalde no sirve para nada. No se necesita una estrategia digital, se necesita una mejor estrategia, y llevarla a cabo es posible gracias a la tecnología. La transformacion digital es fundamentalmente una cuestion de cultura y modelo de negocio más que de tecnologia. 

A continuación, mostramos tres industrias que aplican la premisa anterior: usar las nuevas tecnologías para hacer que sus empresas den un paso adelante y hagan las cosas diferentes, es decir, se transformen.

    • Industria de la pintura: ‘Asian Paint Ltd.’ pasó de hacer revestimientos en 13 regiones de la India a proporcionar revestimientos, servicios de pintura, diseño y reformas en 17 países. Lo consiguieron usando tecnologías simples como móviles, tablets o análisis, aunque lo importante para gestionar el cambio fue el fuerte liderazgo que condujo a la empresa a constantes oportunidades de negocio.
    • Industria de banca: muchas empresas usan chatbots (software activado por voz) para resolver dudas y hacer más eficiente el servicio al cliente. Pero los directivos del ‘DBS Bank Ltd’. hicieron algo diferente: desarrollaron un nuevo modelo dirigido a mercados low-cost a través del que podían generar dinero a partir de pequeñas cuentas, cosa que ninguna otra compañía había encontrado provechosa hasta entonces. Fueron capaces de llevarlo a cabo usando chatbots y otras tecnologías, pero sobre todo mediante un cambio de planteamiento a nivel organizacional, dirigido a aprovechar mayores oportunidades.
  • Industria de construcción de bancos: muchas compañías usan la realidad virtual (VR) para ayudar a los diseñadores a visualizar diseños de productos muy complejos. La empresa ‘Newport News Shipbuilding’, sin embargo, orientó el uso de esta tecnología en otras direcciones. La VR fue de gran ayuda para transformar el proceso de trabajo, puesto que permite ver que hay detrás de una pared cuando se está taladrando, así como observar cómo queda una pieza después de montarla. También capacita a los trabajadores a apreciar cómo el trabajo que realiza cada uno encaja en el gran proyecto global que se está construyendo colectivamente.

En resumen, las tecnologías son herramientas muy interesantes y útiles, pero no podemos aislarlas del uso que le demos. Así pues, emplear lo digital como parte de un trabajo más amplio de desarrollo y transformación organizacional es una herramienta que resulta infinitamente más potente.

Si estas interesado en la Transformación Digital te invitamos a leer los siguiente post:

 6 pasos o patrones que las organizaciones experimentan en sus procesos de Transformación Digital. 

Transformación Digital cuatro prácticas para gestionar procesos de transformación digital en las empresas. 

Inteligencia Digital ¿Qué es? ¿Cómo medirla e incrementarla? – Transformación Digital

Transformación Digital

Inteligencia digital, aumentar la inteligencia digital, sobre áreas específicas de la empresa, incrementa las posibilidades de que la transformación digital sea exitosa. Numerosas empresas se están dando cuenta de la importancia de preparase para ser autosuficientes (digitalmente hablando) y poder pasar por el cambio digital sin sufrir consecuencias graves. Llegar a transformar la organización a una digitalizada no es una tarea sencilla, más bien todo lo contrario.

Recientes estudios demuestran que concentrar todos los esfuerzos empresariales en aumentar su inteligencia digital, sobre unas áreas específicas, incrementa significativamente las posibilidades de que la transformación digital sea exitosa.

Como hemos explicado, y creemos que es importante recalcarlo, hoy en día, prácticamente todas las empresas son conscientes de la necesidad de participar en la transformación digital. Las pocas empresas que aún no lo han hecho sufren mucho y sufrirán aún más como no acepten el cambio.

Aunque muchas organizaciones ya han iniciado el camino digital, la pregunta clave que deben hacerse antes de poder iniciar el cambio es: ¿Dichas empresas, que inician el cambio, poseen la inteligencia necesaria para llegar al éxito de la transformación digital? ¿Cuáles de ellas fracasarán o tendrán éxito?

Las organizaciones deben entender que antes de iniciar el cambio digital, y saber si fracasarán o tendrán éxito, la inteligencia digital de la organización se puede diagnosticarse justo antes de iniciar la transformación. De esta manera podremos corregir los desajustes antes de condenar a la organización al fracaso. Hacer una evaluación objetiva, empírica y detallada de las capacidades digitales es esencial, ya que les permite a los gerentes saber en qué punto se encuentra su organización.

Los análisis del estudio para poder responder a las cuestiones planteadas se han desarrollado durante dos años. Para su elaboración se han entrevistado a más de 100 líderes de compañías digitales líderes en todo el mundo, incluidos los nativos digitales como Google Inc., Amazon.com Inc. y eBay Inc., así como compañías heredadas que se han convertido en líderes digitales como Burberry. Group plc y Capital One Financial Corp., para identificar las características que distinguen a estas organizaciones y saber la clave que los ha llevado hacia el éxito digital.

La investigación sugiere que la inteligencia digital de una empresa se basa en cuatro dimensiones: estrategia, cultura, organización y capacidades. Dentro de cada dimensión, se han identificado 18 prácticas de gestión que contribuyen al éxito financiero y de mercado de los líderes digitales.

A continuación, describiremos las cuatro dimensiones que forman la totalidad de la inteligencia digital:

  • La dimensión estratégica evalúa las prácticas de gestión que incluyen hasta qué punto la estrategia digital de una empresa se centra en las necesidades del cliente, qué tan estrechamente relacionada está con la estrategia corporativa general de la empresa, qué tan anticipada es la interrupción digital y si establece una estrategia a largo plazo.
  • La dimensión de cultura diagnostica las prácticas de gestión que aumentan la capacidad de cambio de una empresa, incluyendo velocidad y agilidad, aversión al riesgo, metodologías de prueba y aprendizaje, la colaboración interna y la capacidad de formar asociaciones externas para desarrollar soluciones a los líderes en el mercado.
  • La dimensión de la organización evalúa la claridad de las funciones y responsabilidades digitales, la presencia de talento digital y las habilidades de liderazgo, la gobernanza, los indicadores claves de rendimiento, y la priorización de las inversiones digitales.
  • Por último, la dimensión de capacidades evalúa la experiencia integrada del cliente a través de puntos de contacto, la toma de decisiones basadas en datos.

Inteligencia Digital


Importante:

-Estas cuatro dimensiones y 18 prácticas de gestión abarcan lo que llamamos Cociente Digital (DQ) de una compañía. Esta evaluación de inteligencia digital de DQ crea una puntuación compuesta basada en una escala de 100 puntos y tabula puntajes individuales para cada dimensión y práctica de gestión. Específicamente, los encuestados en toda la empresa responden preguntas dentro de cada práctica de gestión en una escala de 1 a 5, basándose en definiciones claras de lo que parecen 1 (perores práctica), 3 (línea de base o promedio) y 5 (mejor práctica). Los valores de cada pregunta se suman a un puntaje para cada práctica de gestión. Los valores de cada práctica de gestión se suman a los puntajes de cada dimensión, que luego comprenden el puntaje general-.


Esta evaluación inicial por dimensiones les permite a los líderes corporativos saber dónde se encuentran en relación con sus pares de la industria y empresas líderes en todos los sectores, e informa qué deben hacer para mejorar su propio desempeño financiero y digital.

Los datos que debemos remarcar sobre la investigación, y por lo tanto más relevantes son los siguientes:

Los puntajes de inteligencia digital han demostrado que son estadísticamente significativos (cuentan con validez) y se correlacionan positivamente con los ingresos posteriores, así como las ganancias antes del margen de intereses e impuestos, y el crecimiento de las empresas, controlando factores tales como la mezcla de la industria, el tamaño de la empresa o la ubicación.

Encontramos que cada dimensión tiene aproximadamente el mismo peso para el crecimiento de los ingresos y los beneficios (con la estrategia y la organización como las más importantes). También encontramos que 17 de los 18 las prácticas de gestión se correlacionan positivamente con la inteligencia digital general.

¿Qué puntaje aumentará tu probabilidad de éxito?

Una vez determinado que el puntaje de inteligencia digital es altamente predictivo, la pregunta es: ¿Qué umbral mínimo se necesita para maximizar las posibilidades de éxito?

  • Las puntuaciones tienden a variar según el sector.  Las industrias orientadas al consumidor, incluidos los viajes y la hostelería, el comercio minorista y las telecomunicaciones, se encuentran entre las más digitalmente maduras, y los productos farmacéuticos, el transporte y la logística se encuentran entre los sectores menos maduros.
  • Un hallazgo sorprendente del análisis es que estar en el 20% superior está altamente correlacionado con mayores ingresos y crecimiento de márgenes. Es decir, las empresas de este clúster no solo pueden luchar contra la presión de la disrupción digital, sino que también pueden reinventarse a sí mismas y lograr un perfil de crecimiento más alto.
  • Estar en el clúster intermedio no coloca a las empresas en una posición para lograr un crecimiento positivo.
  • Las empresas en el clúster más bajo no son capaces de hacer frente a la interrupción digital, su perfil de crecimiento neto es negativo.

Por lo tanto, concluimos que tener un puntaje por debajo de 25% indica el mayor riesgo de contracción de ganancias e ingresos. Las empresas con un puntaje superior a 40%, sin embargo, están reinventando sus negocios de manera rentable: tener un puntaje del 40% es un umbral mínimo para las probabilidades positivas de una transformación digital exitosa.

×

¡Hola, Bienvenid@ a Valuexperience!

Selecciona una de nuestras representantes disponibles para atenderte o envíanos un email a info@valuexperience.com

× ¿Cómo puedo ayudarte?